martes, octubre 24, 2006


Frente al mar


Llueve en el mar:
al mar lo que es del mar
y que se seque la heredad.

¿La ola no tiene forma?
En un instante se esculpe
y en otro se desmorona
en la que emerge, redonda.
Su movimiento es su forma.

La olas se retiran
ancas, espalda, nucas,
pero vuelven las olas
pecho, boca, espumas.

Muere de sed el mar.
Se retuerce, sin nadie,
en su lecho de rocas.
Muere de sed de aire.

Octavio Paz.

2 comentarios:

Freyja dijo...

hermoso poema
te dejo besitos


besos y sueños

eduardodegortari dijo...

Esos versos han significado mucho para mí desde hace mucho. Gracias por recordarmelos. Saludos