miércoles, diciembre 10, 2008

DESAFOCADa...

                                                                    (Tribilín)

"Hacia 1957 reconocí con justificada melancolía que estaba quedándome ciego. La revelación fue piadosamente gradual. No hubo un instante inexorable en el tiempo, un eclipse brusco. Pude repetir y sentir de manera nueva las lacónicas palabras de Goethe sobre el atardecer de cada día: "Todo lo cercano se aleja". Sin prisa, pero sin pausa  me abandonaban las formas y los colores del querido mundo visible. Perdí para siempre el negro y el rojo, que se convirtieron en pardo. Me vi en el centro, no de la oscuridad que ven los ciegos, como erróneamente escribe Shakespeare, sino de una desdibujada neblina, inciertamente luminosa que propendía al azul, al verde o al gris. Ya no había nadie en el espejo; mis amigos no tenían cara; en los libros que mis manos reconocían sólo había párrafos y vagos espacios en blanco, pero no letras. Entonces recordé cierta sentencia de Rudolf Steiner: "Si algo se acaba, debemos pensar que algo empieza". El hermoso mundo del día y de la noche me había dejado; mi deber era poblar de algún modo ese gran vacío. El mayor pecado que un hombre puede cometer es tenerse lástima o permitir que otro le tenga lástima" : JORGE LUIS BORGES.

Fotografía: Monique Camus

Del libro: Jorge Luis Borges. Textos recobrados 1956-1986 
Editorial: Emecé

23 comentarios:

Shingen dijo...

"Si algo se acaba, debemos pensar que algo empieza". El hermoso mundo del día y de la noche me había dejado; mi deber era poblar de algún modo ese gran vacío. El mayor pecado que un hombre puede cometer es tenerse lástima o permitir que otro le tenga lástima"

Palabras protectoras... y cargadas de fuerza moral, las de Steiner.

La ceguera nada tiene que ver con la invidencia. Los hay ciegos que caminan por el mundo con vista de lince. Como hay invidentes que ven más allá de su mirada y con los ojos de alma.

Siempre recuerdo el caminar de dos hombres, de noche por un camino que atravesaba el bosque oscuro en una montaña apartada. Uno de los dos era ciego y su acompañante le guiaba. De pronto, en lo más espeso y oscuro del bosque, apareció un demonio en el camino. El ciego no experimentó el menor temor, mientras que su acompañante quedó aterrorizado. Entonces el no vidente condujo ahora a su amigo. Esta corta historia me ofrece una explicación a mi actual vida. He estado ciego, pero aún así he podido caminar, he podido atravesar el bosque y burlar a los demonios.

Mi padre me contó esta historia cuando era yo un niño, nunca la he olvidado.

Un abrazo, Monique

la granota dijo...

qué preciosidad!!!

MORGANA dijo...

Borges...a través de la eternidad.
besos mi querida amiga.

Susana dijo...

xd niña, que pensamiento mas bonito, en cuanto a la foto..que puedo decir, ser clown es mi vida

Svor dijo...

que bello Borges todo.

Dédalus dijo...

Dentro de la negritud, también hay un átomo de esperanza. Qué bravo Borges... y cómo me impactó aquella frase terrible suya: "Estoy solo y no hay nadie en el espejo".

Un abrazo, Monique. Siempre que traes a alguien, lo haces con esmero.

Alejandra dijo...

En el texto hubo dos frases que me cautivaron:

1."Si algo se acaba, debemos pensar que algo empieza".

Es la eterna ley de la vida, lo vemos en todo. Pero apenas nos quedamos con el sabor de lo perdido.

2.El mayor pecado que un hombre puede cometer es tenerse lástima o permitir que otro le tenga lástima.

Totalmente de acuerdo. Es diferente el amor a la lastima. Nunca hay que buscarla como consuelo. Nunca.

Beso grande Monique

Cofradia de la luna dijo...

"Poblar el gran vacio" Bello!!!!

Gracias Monique.

Suerte
Romonte.

DianNa_ dijo...

Geniales reflexiones la de Borges, gracias por traerlas amis ojos :)

Besos

Adolfo Calatayu dijo...

Hermanita adorada: quién es Tribilín? Me pareció genial la cita del Maestro...
Quería simplemente agradecerte mucho tus palabras de carino y apoyo por las circunstancias,tu "presencia" para mí es esencial.
Un cariño muy muy grande.

MBI dijo...

Una entrada oportuna...
Son buenas tus lecturas.
Y sabrosas.

Beatriz Pimentel dijo...

No puedo dejar de pensar que es una manera muy bonita de describir mi propio futuro inminente... Ni modo, fobias de cuatro-ojos lectores.
Ciertamente la foto es pertinentísima mi querida Monique. Siempre es ameno visitar tus espacios.
Un abrazote

Jurema dijo...

Hola...
Es el mundo del guerrero.
Solo hay que sacar lo mejor de uno en cada circunstancia.

Precioso post! te voy siguiendo con placer.
Besos

✈∂ZuL™ τσdσs lσs Dεяεcнσs яεsεяvαdσs cσρчяιgнτ dijo...

No cabe duda que es un placer ver una imagen tuya y un escrito realmente espectacular!!

PIZARR dijo...

Monique: lo primero que quiero decirte es que me gustan tus palabras en mi blog, porque siento verdaderamente lo que dices y porque ese afecto es mutuo, a pesar del poquito tiempo que llevamos comunicándonos, aunque supiese de ti desde hacía muchos meses.

Debe de tratarse como dices y como siempre digo yo también de la magia de este peculiar mundo virtual. Nunca deja de sorprenderme.

Me encanta el texto de Borges y me averguenza reconocer que tendré que corregir el hecho de apenas haber leído a este gran escritor.

La máxima de Rudolf Steiner:
"Si algo se acaba, debemos pensar que algo empieza", es un pensamiento siempre presente en mi, de no pensar así ¿donde estaría?. Es lo que siempre me permite seguir adelante, ilusionarme de nuevo, encontrar nuevas formas de presentes-futuros.

Y respecto a lo que añade Borges: "El mayor pecado que un hombre puede cometer es tenerse lástima o permitir que otro le tenga lástima" ... pues más de lo mismo. Mantengo una lucha titánica desde hace años para que nuestros seres queridos ( de mi hija y mios ) huyan de la lástima y del victimismo, en relación a los complicados momentos de salud que sobre todo ella está pasando.

Para intentar que nuestra vida a pesar de no serlo, parezca una vida normal. Es muy complicado, pero con esfuerzo y muchas ganas se consigue.

Solo así puede uno sentirse relativamente bien, en igualdad al resto, aunque tu vida no lo sea.

Un beso Monique

Verbo... dijo...

Me ha encantado Monique, y mucho, mucho ésta entrada, a raiz de ella, creo que voy a levantar mi próximo post en Verbo...

Es que me puse a pensar, en la adultez, la vejez, en ése ... en eso que se vé cada vez mas lejos...

Sublime.

M.

Ferchu dijo...

Muy bueno, sobre todo el final

fire dijo...

este parrafo es una maravilla....
me emocionastes amiga...
un saludo...

Vere dijo...

Estoy segura que Borges no se tuvo lastima a si mismo, y si la tuvo alguna vez su orgullo no le permitiría admitirlo.... Bien parao que era este JLB no?? parao en la Hilacha se dice acá.

Estoy de acuerdo con lo que dice al final... El mayor pecado que un hombre puiede cometer es tenerse lástima o permitir que otro le tenga lástima... no se puede vivir con eso.... No me lo permito!! y hay veces en que me doy cuenta en que caigo en esa trampa.

Te tengo llena de Besossss???? jejeje es que me estoy poniendo al día con las lecturas pues, y no tengo otra forma de despedirme de ti... asi que filo
Besos no más jejeje
Muacks

Lúzbel Guerrero dijo...

¡PLÍÑ! un 20 de placer extremo
¡Qué maravilla de texto! Monique; qué hombre tan poderoso hay detrás de estas consideraciones
Es Ud. la puerta abierta a los grandes valores, y yo le stoy muy agradecido
Por cierto, Ud. no necesita hacer un pactito conmigo; más bien sería al contrario

Luis Alejandro Bello Langer dijo...

Borges tuvo compasión por parte del Destino...cuántos hay que quedan ciegos de golpe pero, al menos, él pudo ir asimilando paulatinamente esa situación.

Pienso en lo que haría ante este escenario...obviamente, me tendría que alejar de la Blogósfera, pero buscaría la forma de entregarme al Podcaster, jejeje.

Saludos afectuosos, de corazón.

La Gata Insomne dijo...

Todo el post es maravillosos, tu foto, Tribilín, el desenfoque y la sabiduría de Borges!!!

BRAVO!!!!

abrazo

alkerme dijo...

Me voy a quedar con las frases:
si algo acaba, debemos pensar que algo empieza y
el pecado de la lástima también es de tener presente.

Besos, Monique